viernes, 11 de octubre de 2013

LOS PODERES DE LA TIERRA


LOS PODERES DE LA TIERRA

La Tierra es nuestro único hogar. Es de ella de donde
provenimos mitológicamente, y en su húmedo suelo enterramos a nuestros difuntos.
De su superficie extraemos verdes vegetales y plantas curativas. 
Los animales pastan sobre ella, y en su interior yacen riquezas de oro y plata, piedras preciosas y petróleo.
Hasta hace poco tiempo ningún ser vivo salvo los pájaros abandonaba su superficie más de unos momentos.
Las antiguas diosas de la Tierra han sobrevivido hasta
estos días en la forma de Madre Naturaleza, una deidad
reivindicada por almas conscientes de la Naturaleza en los
albores del siglo XX. La Tierra fue adorada por su propia causa, y hoy en día es reverenciada de nuevo como nuestro hogar y sustento. Sin ella pereceríamos.
Los movimientos ecológicos han surgido para llenar
la necesidad de proteger nuestro planeta.
La Tierra astronave,como llegó a llamarse cuando llegamos a dejar su atmósfera y mirar su masa azulada desde el espacio, es Gaia, nuestra Madre, nuestro hogar, nuestro todo. Siempre lo ha sido.
Como tal, ha entrado durante miles de años en el pensamiento y práctica religiosos y mágicos.
Algunos de los hechizos y técnicas presentados en este capítulo son muy antiguos.
En estos hechizos de la Tierra se encuentran las raíces de
toda la magia, porque si todas las formas de magia no son de
este elemento, ciertamente son realizadas sobre la Tierra.
Piensa en un puñado de tierra recién cavado.
Huele la riqueza del suelo fértil. Mira el color sorprendente, desde la arcilla más blanca al rojo volcánico al negro más negro.
Esta es la naturaleza fértil, el almacén de vitaminas y minerales esenciales para la vida.
Es también un escenario excelente en el que (o con el
que) practicar magia. He aquí esa magia.